Siempre hemos vivido en el castillo

«Me llamo Mary Katherine Blackwood. Tengo dieciocho años y vivo con mi hermana Constance. A menudo pienso que con un poco de suerte podría haber sido una mujer lobo, porque mis dedos medio y anular son igual de largos, pero he tenido que contentarme con lo que soy. No me gusta lavarme, ni los perros, ni el ruido. Me gusta mi hermana Constance, y Ricardo Plantagenet, y la Amanita phalloides, la oronja mortal. El resto de mi familia ha muerto.» Con estas palabras se presenta Merricat, la protagonista de Siempre hemos vivido en el castillo, que lleva una vida solitaria en una gran casa apartada del pueblo. Allí pasa las horas recluida con su bella hermana mayor y su anciano tío Julian, que va en silla de ruedas y escribe y reescribe sus memorias. La buena cocina, la jardinería y el gato Jonas concentran la atención de las jóvenes. En el hogar de los Blackwood los días discurrirían apacibles si no fuera porque algo ocurrió, allí mismo, en el comedor, seis años atrás.

$520.00 $364.00

17 disponibles

SKU: 9788494534867 Género: Editorial:

Detalles del libro

ISBN

978-84-945348-6-7

Editorial

Editorial Minúscula

Año de publicación

2017

Cantidad de páginas

208

Formato

14 x 21 cm

Encuadernación

Rústica

Sobre el autor

Shirley Jackson

Shirley Jackson

Shirley Jackson (San Francisco 1916 – Bennington 1965) estudió en la Universidad de Syracuse. En 1948 publicó su primera novela, "The Road Through the Wall", y el cuento «La lotería», un clásico del siglo XX. Su obra ―que también incluye otras novelas, como "Hangsaman" (1951), "The Bird’s Nest" (1954) y "The Sundial" (1958), y los ensayos autobiográficos "Life Among the Savages" (1953) y "Raising Demons" (1956)― ha ejercido una gran influencia en A. M. Homes, Stephen King, Jonathan Lethem, Richard Matheson y Donna Tartt, entre otros escritores.