Paquete Mujeres

¡Llévate estos títulos a un precio especial!

$1,800.00 $1,000.00

Por qué las mujeres disfrutan más del sexo bajo el socialismo

Esta es una investigación que explora enérgica y profundamente por qué el capitalismo es malo para las mujeres y cómo, cuándo se desarrolla correctamente, el socialismo conduce a la independencia económica, a mejores condiciones laborales, a un mejor equilibrio entre el trabajo y la vida y, sí, a un mejor sexo. En un artículo de opinión ingenioso e irreverente que se volvió viral, Kristen Ghodsee argumentó que las mujeres tenían mejor sexo bajo el socialismo. La respuesta fue tremenda: expresó claramente algo que muchas mujeres habían sentido durante años: el problema está en el capitalismo, no en nosotras. Ghodsee, aclamada etnógrafa y profesora de Estudios de Rusia y Europa del Este, ha pasado años estudiando qué sucedió con las mujeres en países que pasaron del socialismo de Estado al capitalismo, y sostiene que este último perjudica de manera desproporcionada a las mujeres y por ello debemos aprender del pasado, rechazando lo malo y rescatando lo bueno de las ideas socialistas, y así mejorar nuestras vidas. Las mujeres están alzando su voz como nunca antes, desde el aumento en el número de ellas que se postulan para cargos públicos hasta las marchas masivas o la ya constante protesta pública contra el acoso sexual. Cada vez está más claro para las mujeres que el capitalismo no funciona para ellas.

16 disponibles

Las chicas del radio. Lucharon por la justicia, pagaron con sus vidas

La increíble historia real de las mujeres que lucharon en Estados Unidos contra un peligro oculto: el radio, un elemento químico recién descubierto por los Curie, que acaparaba grandes titulares en todo el país como el nuevo milagro de belleza y la droga mágica de la comunidad médica. Como loción corporal o tónico facial, el nuevo y popular elemento brilló en esos años, por otro lado oscuros, de la Primera Guerra Mundial. Mientras tanto, cientos de chicas trabajaban en medio del polvo brillante en las fábricas de radio. La brillante sustancia química cubría sus cuerpos de la cabeza a los pies y ellas iluminaban la noche como luciérnagas industriales. Con su codiciado trabajo, estas «muchachas luminosas» eran las más afortunadas, hasta que comenzaron a caer enfermas de manera misteriosa. Pero las fábricas ignoraron estos terribles efectos secundarios. A medida que el fatal veneno se afianzaba, aquellas valientes chicas se vieron envueltas en uno de los mayores escándalos de principios del siglo XX en Estados Unidos. Su coraje y tenacidad condujeron a importantes cambios en las regulaciones laborales, a la investigación sobre bombardeos nucleares y, sobre todo, a salvar cientos de miles de vidas.

13 disponibles

Sexismo cotidiano

Después de experimentar una serie de incidentes sexistas, la escritora y activista Laura Bates fundó el proyecto Sexismo Cotidiano en abril de 2012, un análisis pionero de la misoginia moderna. Comenzó con una página web donde la gente podía compartir sus experiencias de sexismo diario. Desde ser acosada y silbada en la calle, hasta la discriminación en el lugar de trabajo o la agresión sexual y la violación, está claro que el sexismo se ha normalizado en el día a día. Pero el verdadero objetivo de Bates es inspirar a las mujeres a que provoquen un cambio real.

El proyecto se convirtió en un acontecimiento viral, atrayendo la atención de la prensa internacional y el apoyo de celebridades como Rose McGowan, Amanda Palmer, Mara Wilson, Ashley Judd, Simon Pegg y muchos otros. Tras una asombrosa respuesta del público, Sexismo cotidiano rápidamente se convirtió en una de las mayores historias de éxito de los medios de comunicación social en Internet. Hasta ahora ha recogido más de 150.000 testimonios de personas de todo el mundo y ha lanzado nuevas sucursales en 25 países, ayudando a construir una nueva ola de feminismo. Si los libros de Caitlin Moran son como manuales llenos de diversión para la supervivencia femenina en el siglo xxi, Sexismo cotidiano sería su hermana más politizada.

18 disponibles

Categoría: Etiqueta:

Detalles del libro

Sobre el autor

Kate Moore

Kate Moore

Northhampton (Reino Unido), 1980

Estudió Literatura Inglesa en la Universidad de Warwick y vive actualmente en Londres. Publica ocasionalmente en medios como Sunday Times, donde escribe sobre distintos géneros —biografía, historia, humor—, aunque es también editora de libros. Antes de convertirse en autora y editora independiente, fue directora editorial de Penguin Random House UK. Moore es también actriz y directora de teatro, y fue miembro de la National Student Theatre Company, donde donde fue aclamada por codiseñar y actuar en Insomnia, «el mejor baile jamás visto en una compañía estudiantil» según Sunday Times. Moore descubrió por primera vez la historia de «las chicas del radio» mientras dirigía en Londres una obra aclamada por la crítica, These Shining Lives, de Melanie Marnich, que dramatizaba las experiencias de los pintores de esferas de reloj de Ottawa. Mientras realizaba una investigación para la obra, se percató de que no había ningún libro que se centrara en la experiencia de aquellas mujeres y contara sus historias con sus propias palabras. Moore sintió que ellas merecían un libro así y se puso manos a la obra. La investigación le llevó por todo Estados Unidos: Nueva Jersey, Nueva York, Washington D. C., Chicago, Illinois… Siguiendo los pasos de las protagonistas de esta apasionante historia, Moore conoció a sus familias, visitó sus hogares y tumbas, la oficina de Grossman y los estudios de pintura de esferas.

Kristen Ghodsee

Kristen Ghodsee

Profesora de Estudios de Rusia y Europa del Este y miembro del Grupo de Graduados en Antropología de la Universidad de Pensilvania. Siete de sus nueve libros se centran en la vida cotidiana y los trastornos sociales, políticos y económicos posteriores a la caída del Muro de Berlín en 1989. En las últimas dos décadas, se ha especializado en el estudio de la vida cotidiana bajo el socialismo y el postsocialismo, los efectos de género de las transformaciones posteriores a la Guerra Fría y el examen etnográfico de la memoria y la nostalgia en Europa del Este. Sus artículos y ensayos han sido traducidos a más de una decena de idiomas y han aparecido en publicaciones destacadas como Foreign Affairs, Dissent, Jacobin Magazine, The Lancet, The New Republic, Aeon, The World Policy Journal, The Baffler, The Washington Post y The New York Times. Ha recibido numerosas becas de investigación residencial en Princeton, Harvard, el Centro Internacional Woodrow Wilson, el Instituto de Estudios Avanzados de Friburgo, la Friedrich-Schiller Universität, el Instituto Max Planck y la Universidad de Helsinki. En 2012 recibió una beca John Simon Guggenheim por su trabajo en antropología y estudios culturales. Ghodsee también suele escribir sobre temas de género para la Chronicle of Higher Education y es coautora del libro Professor Mommy: Finding Work-Family Balance in Academia.

Laura Bates

Laura Bates

Escritora feminista británica, colabora con The Guardian entre otras publicaciones. Fundó la página web Everyday Sexism Project en abril de 2012. Su primer libro, Everyday Sexism, se publicó en 2014. Previamente trabajó como actriz y niñera, un periodo en el que experimentó el sexismo en las audiciones y descubrió que las niñas que cuidaba estaban demasiado preocupadas por su imagen. Durante una entrevista para The Daily Telegraph, en abril de 2014, Bates afirmó: «El feminismo significa para mí que todos deben ser tratados igual, independientemente de su sexo. Tenemos que dejar de juzgar a las mujeres por su apariencia». «Un hombre puede ser padre, médico, político o abogado, sin que su sexo sea motivo de comentario —dijo a Anna Klassen de The Daily Beast—; no se trata de hombres contra mujeres, sino de personas contra prejuicios». En el tercer aniversario de la página web, en abril de 2015, Everyday Sexism había llegado a más de 100.000 entradas. Bates también ha tenido que hacer frente al abuso online. «Algunos hablan de asesinos en serie que admiran y a quienes les gustaría emular —dijo a Lucy Kellaway— y de las diferentes armas que usarían sobre nosotras». Fue galardonada con la Medalla del Imperio Británico en 2015 por servicios de igualdad de género y recibió el Ultimate New Feminist Award de la revista Cosmopolitan en 2013.